Luis Gordillo

Sevilla, 1934

Vive y trabaja en Madrid. Comienza la trayectoria artística a mediados de la década de 1950. Viaja a París (1958-1959) para ampliar conocimientos y se siente atraído por Dubuffet, Fautrier y Wols, mientras su pintura sigue la corriente de la abstracción informalista y del art autre. A su regreso de París, entra en crisis y abandona la pintura. Pinta de nuevo a partir de 1963, influido por el pop art. Al final de esta etapa de formación experimenta con la geometría. En la década de los setenta emprende una etapa de investigación que lo lleva al uso de nuevos tonos, artificiales y ácidos, y a la experimentación con técnicas de reproducción de imágenes. En los ochenta su pintura se vuelve más compleja, orgánica y celular. Se caracteriza por la repetición y multiplicidad de imágenes, y por el enfrentamiento entre la pintura gestual y la pintura racional, en un trabajo en series. En 1970 y 1976 participa en la Bienal de Venecia y en 1971 en la de São Paulo. Se han realizado exposiciones retrospectivas de su obra en el IVAM, Valencia (1993); en el Museu d’Art Contemporani de Barcelona (1999); en el Museu d’Art Espanyol Contemporani, Palma (2004); y en el Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía, Madrid (2007), entre otros. En 1981 recibe el Premio Nacional de Artes Plásticas y en 2007 el Premio Velázquez de las Artes Plásticas.

Obras en la colección