Antoni Gelabert

Murada i catedral a entrada de fosca

Fecha: 1903

Técnica: Óleo sobre lienzo

Medidas: 119 x 173,5 cm

Es Baluard Museu d'Art Modern i Contemporani de Palma, depósito colección Ajuntament de Palma

Nº reg. : 391

Obra no expuesta

Una puesta de sol, como otras muchas. En Palma, la luz del atardecer, surgida tras las montañas y con la catedral en un primer plano, hace que casi a diario la seo se torne dorada. Esta pintura revela dos aspectos significativos respecto a su procedencia y periodo: la evolución urbana de la ciudad de Palma a partir de uno de sus epicentros más significativos, la catedral, y los avances de la experimentación en la pintura de paisaje y urbana del siglo XIX,en la que Gelabert, próximo a las pautas simbolistas de Rusiñol, avanza integrando el gesto y la paleta de color de las nuevas vías de la experimentación pictórica. El cuadro, de pinceladas cortas y cálidas, tuvo así mismo otras versiones, y nos sitúa ante un autor modernista que supo trascender el localismo para aportar una renovación a la pintura de paisaje de su época. El uso de los rojos y el detalle de la luz encendida del edificio del primer plano así lo significan. La obra fue donada por el autor al Ayuntamiento de Palma en contrapartida por la beca de residencia en París que este le otorgo en 1903.

N.A./E.B.

Biografía del artista