Alfredo Jaar

Santiago de Chile, 1956

Artista, arquitecto y director de cine, vive y trabaja en Nueva York, ciudad en la que reside desde 1982. Creador socialmente comprometido, denuncia el distanciamiento entre los países desarrollados y los de Asia, América Latina y especialmente África, desde un discurso más poético que combativo. Atraído por el mundo de la información, plasma la indiferencia de los medios de comunicación en torno a los países más pobres.

Vídeo, escultura, fotografía, intervenciones en espacios públicos o instalaciones son los diferentes soportes que utiliza para llevar a cabo sus obras inspiradas en las situaciones sociales, la poesía, el cine… y así concebir modelos de pensamiento, tal y como él mismo define sus obras. África a través de proyectos como The Rwanda Project (realizado entre 1994 y 2000) y Emergencia (1998), las políticas restrictivas de la inmigración en países europeos como Finlandia (One Million Finnish Passports, 1995), la invisibilidad de los indigentes (Lights in the City, Montreal, 1999) son sólo algunos de los temas en los que Jaar ha profundizado a lo largo de su extensa trayectoria. Entre sus intervenciones públicas destacan A logo for America (1987), que tuvo lugar en Times Square, Nueva York; Playground (1999), realizada en Sant Boi (Barcelona); La geometría de la memoria, instalación vinculada al Museo de la Memoria y los Derechos Humanos en Santiago de Chile (2010) o Park of the Laments, un proyecto del Indianapolis Museum of Art, Indiana, realizado en 2010.

Ha participado en la Bienal de Venecia en 1986, 2007 y en 2013 (representando a Chile), Bienal de São Paulo (1987, 1988), Bienal de Sydney (1990), así como también en la Documenta de Kassel (1987, 2002). Su obra ha sido objeto de un extenso número de exposiciones en diversos países: New Museum of Contemporary Art, (Nueva York, 1992), Whitechapel Gallery (Londres, 1992), Museum of Contemporary Art of Chicago (1992), Moderna Museet, (Estocolmo, 1994), Centre d’Art Santa Mònica, Barcelona y Koldo Mitxelena, San Sebastián (ambas en 1998), Fundación Telefónica (Santiago de Chile, 2006), Musée des Beaux Arts, (Lausana, 2007), Museu d’Art Contemporani de Barcelona (2009), entre otros.

Galardonado con el Premio Extremadura a la Creación (2006) y recientemente con el Premio Nacional de Artes Visuales de Chile (2013), su obra forma parte de colecciones públicas y privadas a nivel internacional, como por ejemplo: Museo de Arte Contemporáneo de Castilla y León (León), Artium de Álava (Vitoria), Museu d’Art Contemporani de Barcelona, Es Baluard Museu d’Art Modern i Contemporani de Palma, Tate (Londres), Centre Pompidou (París), The Art Institute of Chicago, Louisiana Museum of Modern Art (Humlebæk, Dinamarca), Daros Latinamerica (Zúrich, Suiza) y Museum of Contemporary Art, (Los Angeles, Estados Unidos).